Estamos en abril, mes del auge de la primavera, en que florecen los árboles y proliferan las alergias, principalmente las causadas por las graminias y el plátano de sombra. Durante la pandemia muchas personas se preguntan cómo pueden diferenciar los síntomas de alergia de los síntomas de coronavirus. La doctora Teresa Pérez nos orienta al respecto.

En esta época, en que cualquier síntoma puede desencadenar preocupación por el miedo a contraer el coronavirus, es necesario esclarecer las diferencias entre ambas afecciones.

SÍNTOMAS DE CORONAVIRUS

Los síntomas que puede presentar el coronavirus, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, son los siguientes, pero debemos tener en cuenta que no todos los pacientes los presentan todos a la vez, por eso debemos conocerlos:

  • Fiebre (88% de los pacientes)
  • Tos seca (58%)
  • Fatiga, sensación de debilidad (38%)
  • Expectoración (33%)
  • Dificultad respiratoria (18,6%)
  • Dolor de garganta (14%)
  • Dolor de cabeza (13,6%)
  • Dolor muscular y de articulaciones (14,8%)
  • Escalofríos, más típicos de la gripe, pero también se pueden presentar en el 11,4% de los pacientes.
  • Náuseas y vómitos (5%)
  • Diarrea (3,7%)
  • Congestión nasal (4,8%)
  • Enrojecimiento de los ojos (0,8%)

A los síntomas generales que eran la tos seca, la fiebre y la sensación de falta de aire, la OMS ha añadido otro síntoma:

  • Pérdida del olfato y del gusto (59%)

Para los padres de niños y adolescentes alérgicos que les preocupa que sus hijos sean más vulnerables ante el coronavirus, debemos aclarar que los niños alérgicos no son más propensos a sufrir coronavirus ni más vulnerables en cuanto a la reacción defensiva de su organismo. Serían igual de propensos que los demás a contraer el virus, pero en caso de tener síntomas estos serían leves. Pero ante todo, no hay razón para tener miedo, pues tienen la misma capacidad defensiva que un niño no alérgico.

SÍNTOMAS DE ALERGIA

Con la alergia aparecen el picor de ojos, los estornudos y la secreción nasal, normalmente acuosa. También puede haber una sensación de dificultad respiratoria en el caso de afectación bronquial causada por el asma, pero de los asmáticos hablaremos más adelante.

En España, un 30% de la población, alrededor de 16 millones de personas, padecen síntomas alérgicos una vez llegada la primavera. Más de 7 millones de españoles son alérgicos a los pólenes de graminia, plátano de sombra y el olivo. De este último se da sobre todo en el sur del país, donde predominan las plantaciones de este árbol.

Cuando estos alérgenos entran en el organismo generan anticuerpos que en los próximos contactos con estos, harán con que el organismo libere una hormona llamada histamina, responsable de los molestos síntomas de la alergia.

Es verdad que los estornudos y la congestión nasal, típicos de la alergia primaveral, pueden aparecer también como síntomas del coronavirus, pero no es lo común, mientras que en los alérgicos, aparece en un 80% de los casos.

¿CÓMO SE PUEDEN DIFERENCIAR?

El alérgico notará más síntomas cuando esté en el exterior, más cerca de estas plantas. En algunas ciudades con alta contaminación también se pueden agudizar los procesos alérgicos. Con el confinamiento, es posible que los alérgicos sientan menos síntomas, aún así, deben cuidarse ya que hay algunas rinitis que se pueden complicar por una sobreinfección. Los alergólogos recomiendan que, aunque estén dentro de sus casas, sigan administrando el antihistamínico que el médico les pautó.

SI TOMO ANTIHISTAMÍNICOS PARA LA ALERGIA, ¿ES POSIBLE QUE SE ENMASCAREN LOS SÍNTOMAS POR CORONAVIRUS?

La respuesta es no, porque los antihistamínicos no tienen una relación clara con la reducción de la inflamación de las mucosas que causa el Covid-19, por ello, en este caso, tenemos una clara diferenciación entre la alergia y el coronavirus.

PACIENTES ASMÁTICOS

Los pacientes asmáticos también sufren por alergia pero a veces no esta no está provocada por el polen de las plantas, sino por los ácaros del polvo, el pelo de animales y otras sustancias que afectan a las vías respiratorias. Los síntomas típicos del asma son:

  • Disnea (sensación de ahogo o dificultad para respirar)
  • Sibilancias (ruidos o pitidos durante la respiración)
  • Insomnio
  • Cansancio diurno

En la infección por el Covid-19, la afectación que se produce en el pulmón tiene que ver con la neumonia, una dificultad para respirar más intensa. No se presentan dificultades para dormir, y el cansancio que produce es general y constante, no solo diurna, a diferencia del asma. El coronavirus tampoco presenta pitidos.

A diferencia de los alérgicos, los asmáticos sí son más sensibles a la hora de reaccionar ante una inflamación vírica como el coronavirus, por eso los pacientes asmáticos deben tener un mayor control y evitar ponerse en contacto con un paciente que haya tenido coronavirus, pues cualquier infección vírica puede complicar el cuadro asmático. Esto no quiere decir que un asmático con coronavirus necesariamente tenga que acabar ingresado en la UCI, pero sí quiere decir que podría complicarse un poco más.

Ante todo tenemos que mantener la calma. Las autoridades hablan de cifras pero debemos saber que el número de personas que se están curados es mucho mayor que el número de personas que no superan la enfermedad.

¡Mucho ánimo!