Bullying – “Un monstruo con cara de niño”

Mi hijo sufre bullying, ¿qué puedo hacer?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) y Naciones Unidas (ONU), cada año se suicidan casi 600 mil adolescentes y jóvenes de entre 14 y 28 años. Al menos la mitad de estos casos están relacionados con el bullying, un mal de la sociedad que hace que nuestros jóvenes pierdan su autoestima y deseen quitarse del medio.

El video que una madre australiana publicó en las redes se hizo viral y volvió a poner el bullying o acoso escolar en el punto de mira. Su hijo de 9 años, que tiene enanismo, venía sufriendo por el violento acoso al que estaba sometido diariamente en el colegio. En el desgarrador video, el niño, entre lágrimas, gritos de rabia y gran angustia, decía “¡dame una soga mamá, me quiero matar!”. La madre lanzó un grito pidiendo socorro para que la lacra del bullying no destruya a más jóvenes. “Esto es lo que hace el bullying. Acabo de recoger a mi hijo del colegio y quiero que todos vean el efecto que tiene el bullying (…) ¿podrían educar a sus hijos, familia y amigos para que esto no pase más, por favor?” decía la madre desesperada.

España no es diferente. Muchos niños, adolescentes y jóvenes sufren por ser diferentes en sus centros educativos, bien por un defecto físico o porque provienen de otra cultura.

ALERTA PADRES
El apoyo de los profesores y los padres es fundamental para frenar los casos de bullying y denunciarlos antes de que el acoso provoque heridas profundas difíciles de sanar en las víctimas. Por eso, a continuación dejamos unas pautas para que los padres puedan detectar si su hijo/a sufre acoso y qué pasos pueden tomar para erradicarlo.

Con tu hijo:

1. Acércate a tu hijo y háblale desde la comprensión.
Pregúntale qué tal le va en el colegio, si tiene amigos, con quien juega o habla en el recreo. Entra en confianza con él. Los niños que sufren bullying se pueden sentir culpables o avergonzados, por eso es importante que le pases seguridad, cariño y comprensión, y que tengas una comunicación de confianza para que, si se produce un abuso, ellos se atrevan a contártelo.

2. Reafirma su valía.
Normalmente las víctimas de acoso sufren de baja autoestima, por eso debes hacer lo posible por revertir el concepto que tu hijo tiene de sí mismo, recordarle las cosas que hace bien, por ejemplo.

Si has detectado que tu hijo sufre acoso:

1. Actúa con rapidez.
No esperes a que esta situación mejore con el tiempo.

2. Informa al profesor y al director.
Si puede ser por escrito mejor. En este escrito puede aparecer el nombre y apellidos de los supuestos acosadores, descripción de los insultos o golpes (con fecha a ser posible), informe del médico si lo hubiere, así como mensajes abusivos por whatsapp o redes sociales. Es importante que te quedes con una copia sellada por el centro con la fecha de presentación.

Si las anteriores medidas no han tenido resultado:

1. Denuncia el acoso a la policía.
Si los acosadores son menores de edad, posteriormente se informará la situación a la Fiscalía de Menores.

Comparte:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

La soledad duele

Muchos, con seguridad, prefieren el dolor físico, que puede ser identificado por la medicina y para el cual existe algún tipo de tratamiento profiláctico, que

Leer »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Hablamos?