Logo/Centro de Ayuda Crisitiano

Causa y consecuencia

causa y consecuencia

“Mas el SEÑOR, vuestro Dios, seguiréis, como habéis hecho hasta hoy. Pues ha arrojado el SEÑOR delante de vosotros grandes y fuertes naciones, y hasta hoy nadie ha podido resistir delante de vuestro rostro.” (Josué 23:8-9)

 

“Mas el SEÑOR, vuestro Dios, seguiréis, como habéis hecho hasta hoy (…) Y hasta hoy nadie ha podido resistir delante de vuestro rostro.”

 

Hay una conexión entre seguir a Dios y que nadie pueda resitir al que sigue a Dios. Es causa y consecuencia. Si usted sigue a Dios, ningún mal le podrá resistir. Sin embargo, la Palabra de Dios resalta, dos veces: “hasta hoy”.

 

Usted va a enfrentar problemas, pero mientras siga a Dios, ningún mal le podrá resistir. Hasta hoy, ningún mal pudo resistirle, pues, hasta hoy, usted siguió a Dios. Mañana ningún mal podrá resistirle, si – y solamente si – mañana usted a Dios. Día a día, la consecuencia seguirá a la causa.

 

Siga este consejo del Espíritu Santo. Seguir a Dios es confiar en Él, es entregarse a Él, es asumir un compromiso serio e indisoluble con Él, como un matrimonio. Día a día, cuide de ese compromiso. Así, Él continuará expulsando de su camino incluso las mayores y más fuertes dificultades.

 

Si quieres esta sociedad con Dios, sígalo día a día, no desmaye.

Comparte:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Procrastinación

¿Y si el “más tarde” se convierte en “nunca”? “Luego lo hago”; “el lunes empiezo”; “mañana llamo”; “el próximo mes lo resuelvo”. ¿Te resulta familiar?

Leer »

El poder de las palabras

LAS PALABRAS REFLEJAN QUIEN ERES ¡Y TIENEN MÁS PODER DE LO QUE TE IMAGINAS!   El ser humano se expresa habitualmente a través de las palabras, ya

Leer »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *