Logo/Centro de Ayuda Crisitiano

Un domingo para sanar las heridas del alma

Las heridas que más duelen y que más hacen sufrir a las personas son las que se producen en el alma. No son físicas. No se ven. Pero están enraizadas y el tiempo no las cura. Nada ni nadie consigue arrancarlas. Nadie, excepto el Espíritu Santo. Por esta razón, el pasado domingo se celebró en todas las iglesias del Centro de Ayuda Cristiano, el evento “De la herida a la cicatriz”, en el que cientos de personas sanaron las heridas de su alma y comenzaron, por la fe, una nueva vida.

Pero, además, se concluyó el propósito de la transformación del agua al vino, tras seis domingos consecutivos de oraciones por la familia, a través del cual, muchos han visto la restauración de sus hogares.

En Madrid, Carmen contó su historia de sanación, tanto física como espiritual. Pues había sido desahuciada por un cáncer en los huesos, pero interiormente también estaba siendo carcomida por el rencor y los traumas. Tras superar todos estos problemas y recibir el Espíritu Santo, Carmen fundó su propia empresa de éxito y ha logrado llevar a muchos familiares a los pies de Jesús.

También en Madrid, el obispo Joaquim explicó la razón por la que muchas personas que asisten a las iglesias no son bendecidas y usó el ejemplo de Caín y Abel. Ambos presentaron una ofrenda a Dios, pero solo la de Abel fue aceptada. Dios rechazó la ofrenda de Caín porque estaba lleno de odio y rabia. “Hay personas que vienen a la iglesia, e incluso son diezmistas y ofrendantes, pero no son aceptadas por Dios porque Él conoce la intención de su corazón. Adoran a Dios en la iglesia, pero cuando salen no son personas justas ni sinceras. Y para Dios, lo más importante es lo que uno es, no lo que hace”, esclareció.

Para reflexionar:

¿Quién es usted cuando no está en la iglesia?

¿Quién es usted cuando está con sus amigos?

¿Quién es usted cuando está en su casa?

Comparte:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Procrastinación

¿Y si el “más tarde” se convierte en “nunca”? “Luego lo hago”; “el lunes empiezo”; “mañana llamo”; “el próximo mes lo resuelvo”. ¿Te resulta familiar?

Leer »

El poder de las palabras

LAS PALABRAS REFLEJAN QUIEN ERES ¡Y TIENEN MÁS PODER DE LO QUE TE IMAGINAS!   El ser humano se expresa habitualmente a través de las palabras, ya

Leer »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *